Ya sabemos que nos encontramos a años luz de las conexiones de Internet de muchos países de todo el mundo. Hace un par de años uno no podía pensar que tendríamos 100 megas para poder navegar por la red.

Pues bien, hace un mes Rosalía Portela, consejera delegada de Ono, anuncio un nuevo servicio de banda ancha a una velocidad real de descarga de 500 megabit por segundo (Mbps). De nuevo la compañía de teléfonos Ono se pone en el primer puesto de altas velocidades disponibles en nuestro país.

Esta noticia fue anunciada en el 27 Encuentro de las Telecomunicaciones, que se celebró en Santander y llamó la atención de miles de usuarios de las redes de Internet, pues de esta manera, nos acercaríamos a las velocidades vertiginosas que se pueden disfrutar en ciudades como Tokyo.con una velocidad de descarga de 2 gigabytes por segundo.

De momento no se ha informado de más novedades sobre cuando estará disponible o si el precio será muy elevado, pero Rosalia ha confirmado que estará disponible para todo el mundo. Recordemos que los 200 megas están disponibles solo para empresas.

¿Realmente el usuario necesita estas conexiones para disfrutar de la red? Yo opino que si, pues si necesitamos descargar alguna película de la red, estas pesan bastante, y las nuevas definiciones, que triplican como mínimo a las actuales, necesitan unos archivos de inmenso tamaño.

Lo que no podemos permitir a día de hoy son los elevados precios que tenemos y las bajas velocidades de las que disponemos. Sin duda es algo que tienen que corregir las actuales distribuidoras de fibra óptica en nuestro país.

Dejar respuesta