Un libro que nos ha encantado en INAJAYAA, el cual desde aquí puedes leer nuestra reseña. Como prometimos, el autor Elio Quiroga nos ha cedido una pequeña entevista que espero sea de vuestro agrado. Disfrutad.

 

idyll

Este libro nos ha encantado, si es cierto que se nos ha hecho un poco largo, pero podemos decir que hemos disfrutado mucho con la historia. Puedes contarnos como se te ocurrió?

Es una de esas ideas que guardas en un cajón hasta que llega el momento. Se me ocurrió la idea y el título hace unos cuantos años ya, pensando ideas para una película. Entonces estaba escribiendo el guión de “No-Do”, una película que pude hacer unos años después. Entonces pensé que era muy interesante precisamente para hacer una novela, ya que necesitaba desarrollo narrativo más allá del que te puede dar una película, sobre todo por extensión, así que estuvo guardada en “el cajón de las ideas” hasta que Dolmen se interesó por ella.

El libro es muy fuerte y explicito, realmente se te paso esto por la cabeza? Nos dejas muchas veces con los vellos de punta.

En ese aspecto quise jugar con el lector todo lo posible. Una novela, o una película, un videojuego, una obrea de teatro u obra musical o artística te plantea unas reglas del juego. Te dice al empezar: “estas son mis reglas”. Si las aceptas, juegas y lo pasas bien. Si no, lo vas a pasar mal. La idea era que el lector no tuviera asideros, que se fuera encontrando poco a poco con que en ese lugar en el que transcurre la novela nada ni nadie es lo que parece. La crudeza tiene mucho que ver también con los secretos. ¿Qué pasa si lo cuentas todo de la vida de una persona, incluyendo esas cosas que no quiere que nadie sepa, esas que todos ocultamos a los demás? Pues la idea era jugar un poco a eso. Al mismo tiempo, siendo una novela de terror, el género te ayuda mucho.

Sobre los personajes queremos decir que no nos ha gustado que sean adolescentes, pues ya están muy usados en muchas historias, aunque tenemos que decir que estos tienen unos pasados muy trillados. Como se te ocurrieron estos personajes?

Cierto, los dos protagonistas son adolescentes. La idea es exactamente esa: jugar con un asunto que está de moda, subvirtiéndolo. Hay muchas novelas de ese tipo actualmente, la mayoría trilogías, desde “Crepúsculo” a “Los Juegos del Hambre”, pasando por “Divergente” o “El Corredor del Laberinto”. Son novelas protagonizadas por gente entre los 13 y los 19 años. Y jugué justo a eso: a tener dos protagonistas adolescentes, pero de los que vas sabiendo cosas poco a poco que no te permiten agarrarte a ellos para vivir la novela. Pervertir las constantes de un género, romper los esquemas, que cuando estés identificado con uno de los protagonistas, haga algo que haga que te resulte difícil simpatizar con él. Los dos chicos son héroes, pero les vemos haciendo cosas bastante poco agradables y sabemos cosas de ellos que no nos gustan. ¿Qué pasa si el héroe de tu novela no es la persona que eperabas que fuera? ¿Cómo te enfrentas a eso como lector? Enfrentar al lector con eso es interesante. De ahí sus pasados oscuros. Han vivido varias vidas antes de encontrarse. Los dos protagonistas de IDYLL están de vuelta de muchas cosas.

 

elio 1

Piensas que una ciudad como esta pude existir en algún lado?

La idea de la novela es justamente plantear si podría existir esa ciudad y lo que ocurre en ella (no voy a adelantar nada a quien no la haya leído) ¿Que si es posible? Podría ocurrir, me temo. En este mundo despiadado que hemos creado entre todos, IDYLL podría ser una horrible realidad. Espero sinceramente que no, la verdad. Da bastante miedo sólo pensar en esa posibilidad.

También vemos que en el fondo, este libro tiene muchas criticas hacia las personas ricas, que prensas de esta sociedad que actualmente ahoga al pobre?

No se critica explícitamente “al rico”. Pero sí se juega con ese concepto de comunidades cerradas que hay en muchas ciudades. Barrios para “gente especial” (futbolistas, millonarios) que tienen seguridad privada y que funcionan casi como pequeñas ciudades, o como modenos castillos feudales. Es un asunto que siempre me ha parecido curioso. En Estados Unidos, que es donde ocurre la acción, esas “ciudades privadas” han aparecido un par de veces en el país. Casi todas, eso sí, han fracasado. IDYLL refuerza ese concepto, pues la ciudad está amurallada, tiene su propia fuerza de seguridad, etc. Todo ello juega un poco a la sátira, pero siempre con cuidado, porque ante todo IDYLL es una novela de terror que quiero que haga a la gente pasar un mal (buen) rato…

Como fue el trato con la editorial?

Realmente estupendo. Dolmen me ha permitido escribir la novela que quería, y la han respaldado. Y eso es muy de agradecer. Al mismo tiempo, seguimos haciendo promoción de la novela y nuevos lectores se van acercando a ella. Es una novela para el lector de terror, y también para el que no lo es, que encontrará sorpresas y juegos de narrativa, que es lo que hacen las novelas más interesantes y desafiantes a veces.

Que planes tienes para un futuro, pues aparte de escribir libros también haces guiones.

Cierto. Estoy con varios proyectos que estamos preparando estos días, de los que puedo decir poco, porque estamos en negociaciones. Acabo de terminar un documental, “El Misterio del Rey del Cinema”, en torno a la figura del pionero del cine mudo francés Max Linder, un personaje fascinante, y como productor estamos terminando una serie de microdocumentales titulada “Science Gossip” que ha dirigido Luis Sánchez-Gijón para su producción. Desde niño siempre he sido muy fan de Carl Sagan y de su serie de televisión “Cosmos”, y tenía esta idea de hacer una serie divulgativa sobre ciencia. Es un proyecto modesto pero ha quedado muy bien. Estamos muy contentos con los resultados. También estoy escribiendo otra novela. Eso siempre lleva su tiempo, así que todavía no puedo decir mucho más… Está resultando muy interesante, ya que es una historia que ocurre en Canarias, mi tierra, pero es de género fantástico.

Cuéntanos más de ti, aficiones etc…

En general me gusta ver cine, leer, la música… soy un poco workaholic, que se dice ahora. Como espectador me sorprende que sigue habiendo cine que te asombra y que no conocías. No dejas de encontrar películas que no has visto y que pueden enseñarte algo, o transmitirte algo. Al mismo tiempo, creo que están llegando unos tiempos en los que los ciudadanos podemos y debemos aportar más en política de lo que hemos hecho hasta ahora. Vienen días críticos en los que este país tendrá que cambiar en muchas cosas o todos se pondrá muy mal. Y es de nosotros, nuestra generación, de quienes depende que las cosas vayan a mejor. Es importante, creo involucrarse en esas cosas. Especialmente ahora. En fin, al final se trata de que todo sea entretenido y que la gente que te rodee sea feliz. Eso es lo más importante.

3 Comentarios

Dejar respuesta