Hoy en Anijayaa vamos a hablar de un caso curioso, Cross Ange, una serie con un sentido profundamente narcisista y que parece estar riéndose del espectador en cada fotograma por ver un producto de estas características.

Tras obtener el poder del Mana, la humanidad acontece una evolución tecnológico nunca vista, todos los problemas que formaban parte de la historia de la humanidad han desaparecido y la Tierra se ha convertido en una utopía de paz. Pero una amenaza pone en riesgo esa estabilidad, dragones gigantes aparecen desde otra dimensión para invadir la Tierra. Ange, la princesa del Imperio forma parte de un grupo de chicas incapaces de controlar el poder del Mana, ellas son las únicas que pueden hacer frente al enemigo.

La historia de Cross Ange no difiere de tu típica serie de Sunrise al inicio: una guerra que no parece tener final, batallas de robots a gran escala, drama… Pero sabe como desmarcarse, tenemos un espectáculo de robots luchando contra dragones y caballeros, un ejército que es obligado a luchar hasta la muerte por una nación, nos encontramos ante un coctel molotov a punto de explotar.

Mucha gente se quejó en su momento de Cross Ange, tachando de “exageradas” las relaciones entre los personajes por ser homosexuales. Esto demuestra lo mucho que nos queda por aprender en ese sentido. Aquí se plasma de una manera moderna a las amazonas, ese antiguo pueblo de mujeres guerreras y se hace de forma natural si se visualiza al margen de estigmas, es bastante innovadora en ese sentido y tiene mucho que aportar a nuestro imaginario.

Decir que Ange es increíble seria quedarse cortos. Ella es pesimista, fría, calculadora, no duda en engañar y manipular a enemigos o aliados para conseguir sus objetivos, destroza cualquier tipo de ideal y si saca un arma puedes prepararte porque la escena no será bonita. Es un personaje repleto de matices y tremendamente humano, roto pero la historia no hace que te compadezcas de ella. Es una caja de sorpresas y el centro del show, un personaje creado al margen de cualquier estereotipo o norma.

El resto de personajes funcionan sorprendentemente bien en la historia, la serie acierta al plasmar personajes polifacéticos, que desarrollan sentimientos y ambiciones a medida que avanza por muy simples que sean. Prácticamente todos los personajes son frágiles emocionalmente por traumas del pasado, esto hace que Ange destaque mucho mas, ella es fuerte, independiente e inquebrantable. Mientras que los personajes masculinos del show son totalmente olvidables, no tienen ninguna faceta que destaque y apenas llaman la atención. Quedan eclipsados por los personajes femeninos.

Cross Ange es un espectáculo en todos los sentidos, una serie con posiblemente los mejores personajes femeninos de toda la animación japonesa hasta ahora.

Compartir
Artículo anteriorEl Joven Baden Powell
Artículo siguienteEspecial Regia Films

Dejar respuesta